26 ABR 2016

Cómo es la película de Cosquín Rock

El rockumental del festival más federal del país dejó el BAFICI y llega a la cartelera porteña
1649
Por Marcelo Fernandez Bitar

Por Marcelo Fernández Bitar (@fernandezbitar)

 

Resumir un festival de rock en una película siempre resulta difícil. Más complicado aún es sintetizar la historia de quince ediciones, cada una con varias jornadas e infinidad de situaciones. Pero el director Francisco Mostaza (ex-periodista del Suplemento Sí) se animó a encararlo y el resultado es este flamante “Cosquín Rock XV: El rockumental”.

 

Por un lado, el punto de partida pareció ser el registro de reportajes y actuaciones de la edición del 2015, pero también hay una recorrida por todas las versiones anteriores, llenas de anécdotas, mucha música y una subyacente ingenuidad por parte de los organizadores. Porque como bien explica el productor José Palazzo, “El manual era equivocarnos para ir corrigiendo”. Y admite: “Fue una quijotada casi amateur”. Hoy, sin embargo, Cosquín Rock es un festival de nivel internacional, con un poder de convocatoria único en la región.

 

En el medio de semejante aprendizaje (solo comparable al de los Redondos en su última década de shows), aparecen situaciones de lluvias, tormentas, músicos borrachos y un público fiel, con ganas de recorrer el país para llegar a este verdadero rito de iniciación en el rock local, una suerte de Woodstock mediterráneo. Por supuesto que también hubo momentos de gloria y uniones artísticas impensadas, todas retratadas en el film gracias a un enorme material de archivo, rescatado de todo tipo de formatos. El sonido, sin embargo, más allá de algunas escenas pixeladas, siempre resulta impecable.

 

Para ordenar las cosas, Francisco Mostaza dividió al documental en capítulos: “La vuelta del mito en las sierras”, “Comuna San Roque y otras yerbas”, “Aeródromo: profesionalización”. Aparecen Charly García, Luis Alberto Spinetta, Andrés Calamaro, Skay, Pappo, Pity Alvarez, Andrés Ciro, Ricardo Iorio, Las Pelotas, Catupecu, Bersuit, IKV, Babasónicos y Eruca Sativa, entre muchos más.

 

A lo largo de “Cosquín Rock XV: El rockumental” también se ven muchos músicos que ya no están, y esa reflexión inevitable se ve explicitada al final, con la enumeración -tipo premios Oscar o Martín Fierro- de nombres como Alejandro Sokol, María Gabriela Epumer y Gabo Manelli.

 

Más allá del rock, el pop y el heavy, el director no dudó en incluir música orquestal y épica para las tomas de backstage y armado de escenarios. Ese es uno de sus toques distintivos, además del orden cronológico, los reportajes y el desprejuicio por la combinación de formatos. Después de todo, es rock, y lo que importa es la emoción.

 


Seguinos en Facebook

Seguinos en Twitter