30 SEP 2014

No morirás

Nueva columna de Barbi de Los Utopians exclusiva para Generación B
2978
Por Barbi Utopians
El otro día fui con mi banda a un programa de televisión conducido por Bobby Flores. Conocerlo a él hacía que la odiosa tarea de tocar en televisión valiera la pena. Charlar aunque sea minutos con personas con tanto contenido musical como Bobby, es siempre una experiencia grata. 
Pero tocar en la tele es incómodo.
 
Las luces te prenden fuego, y cuando se apagan... el aire acondicionado emula el clima de Ushuaia en julio.
 La idea era tocar canciones y entre medio charlar con Bobby. La mezcla climática, sumada a una gripe que no me quiere abandonar, y la adrenalina que deja en mi cuerpo el acabar de cantar, hacía que cada vez que me sentara en el sillón sudara, temblara y diera alguna respuesta digna de sopapearme. Creo que la entrevista comenzó con Bobby diciéndome "en que andan" y yo le respondí "en bondi"... en fin...
 
Entre las cosas que se hablaron, hubo una que quedó rebotando en mi cabeza por días. ¿"El rock esta muriendo?". 
Cada vez que sale esa discusión reincido en lo mismo: el rock no muere, nosotros nos morimos, nosotros crecemos. Ver a nuestros ídolos morir es durisimo, pero cuando alguien cercano muere lo primero que pensás es "¿como voy a acostumbrarme a su ausencia?", con tus ídolos eso no pasa. 
 
Hay que aceptar que con los años nos volvemos un poco más cínicos y menos emotivos. 
 
Cuando somos adolescentes, una buena canción puede ser razón suficiente para llorar 10 días seguidos. Por alguna razón esa conexión emocional queda en nuestro cerebro para siempre, 30 años después esa sigue siendo la mejor canción de la historia. No podemos culpar al resto de la música por nuestra inestabilidad emocional. Pero tampoco yo soy nadie para decidir que época, canción o banda es mejor. Pero si puedo decir que estadísticamente... venimos diciendo que el rock murió hace 70 años. 
 
Cuando apareció Elvis sus precursores juraron que era el fin, gente blanca bailando rock... y Velvet Underground desafinando todo... los Ramones tocando a mil por hora... los 80s y sus maquinas... Kraftwerk, Suicide... yo creo que cada generación asesina a su manera al rock... no digo que sea eterno, pero para mi un par de siglos más tiramos. 
 
No creo en Dios ni ninguna religión, pero tengo Fe ciega que esto sigue para rato, y que mis hijos van a llorar y decirme "mamá hoy murió Jack White, el rock esta muerto". 
 
Este fin de semana nos dejó, con mucho dolor, el Negro García Lopez, uno de los guitarristas más importante de nuestro país, y semanas atrás Gustavo Cerati, el emblema más grande del rock en Latino América. En mi cabeza, en lugar de significarle una pérdida a la música, le significó un legado gigante de décadas de rock que vivirán para siempre. 
 
 Mientras la música siga retroalimentandose, no creo que corra peligro de extinción.

Seguinos en Facebook

Seguinos en Twitter