17 AGO 2015

Opinión: los grupos nuevos y la falta de hits

Uno de los redactores de Generación B opina sobre el futuro del rock nacional
3712
Por Esteban Rial

por Esteban Rial

 

Conversaba hace un par de semanas en mi esquina palermitana favorita con un amigo abogado hincha de Racing y de Andrés Calamaro desde hace años testigo directo de lo que pasa y no pasa en la noche palermitana rockera, sobre que, desde mi desconocimiento de causa y edad avanzada, tengo la impresión de que así como no se puede negar la solidez y mérito a una nueva camada de bandas rockeras talentosas, focalizadas y de más que respetable convocatoria (no pienso dar nombres, pero algunos llenan Roxy, otros hasta se animan a encabezar su propio Vorterix y más allá también), algo que le anda faltando a esta nueva ola que ya es parte del mar son canciones de esas capaces de cautivar a todo el mundo…

 

El amigo, que anda por los 33, coincidía en el pseudodiagnóstico, y resaltaba que a muchos de ellos tampoco se los veía demasiado interesados en facturar cierto tipo de canción que de tan simple y directa suele resultar un poco chocante entre los propios de cara a conquistar al resto del universo humano circundante, y hasta un poco culpábamos de todo el asunto a la vuelta a lo flor de piel de sensibilidad progresiva y hasta jazzrockera común a varios de los jóvenes barbados que hoy animan la escena, muy explicable a partir del paso de Luis Alberto Spinetta a la inmortalidad de la cual vino y a la cual volvió, por lo siglos de los siglos, amen.

 

Inmediatamente consultamos con un segundo amigo, también abogado y en sus 33 pero de Boca, que a pocos metros de nuestro coloquio manipulaba su teléfono inteligente, que respondió sin sacar los ojos de su pantalla táctil, un poco coincidiendo, pero relativizando todo bastante. Mencionó entre otros nombres a Los Reyes del Falsete y Viva Elástico como grupos que tenían hits potenciales (no por nada dos grupos zonasureños, con todo lo que eso implica); probablemente alguien haya defendido a Indios y creo que fui yo quien señaló que “Mantenerse en el camino” de Los Científicos del Palo me parecía un hit alternativo, en el sentido que lo escucho y luego me descubro silbando más tarde (todo terriblemente subjetivo, pero siendo esto una columna para Generación B todo cuela y hasta corresponde…).

 

 

No se si llegué a postular a “Lo quiero mucho a ese muchacho” de Bestia Bebé como hit incuestionable, y mucho menos me acuerdo de cómo siguió la charla, si entramos en el tema de las taras de la radiodifusión porteña, el falso y el verdadero federalismo, los méritos de Tan Biónica a la hora de las esdrújulas, seguramente en algún momento yo haya empezado a hablar de Mauricio, Sergio Tomás o Daniel Osvaldo, y mis amigos hayan huido de mí, pero algo habrá que hacer con todo esto, porque sin canciones rompedoras ninguno de estos muchachos se va a comprar ningún departamento.

 


Seguinos en Facebook

Seguinos en Twitter